¡Feliz Navidad!

Tarjeta Navidad 2017 Buscoalgomas

Anuncios

María, buscadora de Dios en lo cotidiano y ferial.

IMG-20170615-WA0006El Altísimo llega a tu casa, se inclina ante ti y te propone ni más ni menos que “ engendrar a Dios.” Todo un reto.

Tienes el corazón abierto como ánfora para dar paso la irrupción del mismo Dios que te cambiará la vida y colmará tus entrañas de agua viva.

Y Él te llena y te rellena, te hace criatura nueva. Porque todo lo que toca Dios se convierte en vida.

Y tu pronuncias tu FIAT con el entusiasmo de tu recién estrenada adolescencia sin medir las consecuencias, fiándote solamente de LA PALABRA de un Padre que ha mirado “la humillación de su esclava”.

Alégrate Maria, alégrate tu que escuchas estas sencillas palabras, que te dejas sorprender por tanta generosidad, por tanta fe.

Alégrate María con tantos jóvenes buscadores como tú  de una vocación, de un camino, de una plenitud.

Ayúdanos a todos a ser “engendradores de Dios”, a comunicarle más con nuestros gestos que con nuestras palabras a veces huecas.

Feliz tu Natividad Maria, feliz nuestra navidad si vivimos así.

Sor Luisa María @guanelianasC

Hijas de Santa María de la Providencia (Guanelianas)

¡Qué impresionante es la figura y la lección de Juan!

En nuestra sociedad necesitamos con urgencia testigos de Jesús en medio de tanto desaliento y desconcierto que reina entre nosotros. Necesitamos de la experiencia de creyentes que nos alumbren en el deseo de Jesús y hagan creíble su mensaje. Cristianos que, con su experiencia personal, su espíritu y su palabra, faciliten el encuentro con Él.

La figura de Juan el Bautista nos alumbra y nos anima a despertar para “ser testigos de la luz” ¿Cómo? Como él que con su humildad, no atribuyéndose ninguna función, no centrándose en su persona  y cedió todo el protagonismo a Jesús. Así lo vemos con sus gestos, sus palabras y su presencia cuando aparece Jesús junto a él.

tarjeta navideña

La figura del Bautista, nos anima a despertarnos para ser luz en medio de nuestros trabajos y en medio de nuestras familias. En la oscuridad de nuestros tiempos, necesitamos «testigos de la luz», por esto nos anima a “allanar” el camino que nos conduce a Jesús.

El auténtico testigo de Jesús no habla de sí mismos. Su palabra más importante es siempre la que le dice Jesús. En realidad, el testigo no tiene la palabra. Es  solo «una voz» que anima a todos a «allanar» el camino que nos puede llevar al Corazón de Dios. Bien sabemos que la fe de nuestras comunidades se sostiene también hoy en la experiencia de esos testigos humildes y sencillos, que en medio de tanto desaliento y desconcierto ponen luz, pues nos ayudan con su vida a sentir la cercanía de Jesús.

Aprendamos hoy la lección de humildad de Juan “Yo no soy”. El testigo no habla de sí mismo, siempre es la de Jesús.

¿No te animas a ser “testigo de la luz” en tu ambiente?

¿Eres verdadero testigo de Jesús? ¿Tu vida ilumina a todos los que se te acercan?  ¿Eres testimonio para los demás?

¡Ojala que seamos testigos vivos que iluminan con su vida!

Allanemos el camino que conduce a Jesús para dar a conocer la riqueza de su Corazón y su verdadero mensaje.

Se lo pedimos con fuerza a la Virgen, nuestra Madre para que nos dé mucha fortaleza para ser luz que alumbre a todos en el camino que conduce a Jesús.

Francisca Sierra Gómez

Celadora del Reinado del Corazón de Jesús